sábado, 18 de febrero de 2017

TEXXCOCO

PSYCHONAUT (2016)

Otro de los discos que me perdí de los publicados el pasado año aunque esta vez perteneciente al apartado nacional, es este radiante 'Psychonaut' de los canarios Texxcoco que tuvo a bien recomendarme indirectamente el bueno de Dani, locutor de ese referente podcastero que es 'Rutas Enemigas', donde poco a poco voy conociendo cosas excitantes que solo hacen que convertirme en un devoto de ese gran espacio que se emite desde Toledo como parte de la programación de la emisora radiofónica Onda Polígono. El cuarteto de Las Palmas de Gran Canaria había publicado en primavera un Ep de cuatro canciones en el que ya se anunciaba algo grande dentro de esa espontaneidad que les caracteriza. Un ejercicio de punk-rock, con la mirada puesta en el grunge y el surf-garagero al que le pusieron unas gotas de psicodelia e inmediatez noise, que no daba tregua y que en su continuación no hace más que sufrir una confirmación absoluta de grandeza, de que nos encontramos ante una formación que es una realidad, que va en serio con la fiereza de su discurso y que pretende comerse el mundo llamando a la puerta de una parcela de seguidores ávidos de frescura dentro de este tipo de estilos. Sinceramente hacía mucho tiempo que no agradecía escuchar algo tan aguerrido y firme sin la necesidad de echar de menos algo de melodía, porque aquí también la hay y justificada, no metida con calzador, pero cuando brilla por su ausencia no se hecha en falta porque su rock musculoso ruge como el motor de un viejo Mustang del 67.

Como digo, aquel todavía cercano en el tiempo 'Blu', tan solo fue la antesala de lo que estaba por llegar. Clifford Records, sello relativamente joven (fue fundado hace poco más de ocho años) que ha editado álbumes de mis paisanos zaragozanos El Regalo De Silvia y La Nube, los murcianos Viva Suecia o Ellos, la consagrada banda madrileña liderada por Guille Mostaza, y que se está haciendo un nombre en el panorama estatal apostando por formaciones emergentes sin importar género ni actitud, decidió reclutarlos y reeditar su primer lanzamiento con un sonido más pulido y acto seguido les ofreció entrar a grabar nuevas canciones que formarían parte de este flamante 'Psychonaut', un mini-lp de 10" que reune siete trallazos directos a la yugular.

Ganadores del certamen Capital Sonora 2015 organizado por el Gobierno de Canarias, se instalaron hace unos meses en Madrid y han irrumpido en la escena casi a la par con paisanos como Solo Astra y The Good Company o proyectos interesantes como Hinds, Mourn y The Saurs, tres grupos que están partiendo la pana actualmente a nivel nacional, pero que poco tienen que ver con ellos más allá de ser coetáneos. Su paleta de gustos incluye a Pixies, Spacemen 3, Daft Punk, Sonic Youth, Courtney Barnett, Thee Oh Sees, Jungle, Sebadoh, Wolf Alice, Ty Segall, T-Rex y Gary Clark Jr,, lo cuál da buena cuenta de su amplitud de miras. Con el lema 'si no es ahora, será más tarde, pero llegará', por bandera, han ido creciendo a pasos agigantados y mostrando una ambición que se traduce en seguridad en si mismo y con ello han llamado con total descaro a las puertas de numerosos festivales internacionales deseosos de contar con su potente directo (el cual aún no he tenido el gusto de disfrutar pero que según me contó Dani, es sobresaliente).

Con toda esta evolución constante solo nos queda disfrutar de estas piezas que claman por una continuidad que se antoja aún mejor. Así pues, descalzaros, poneros cómodos, apartar un poco todo lo que haya en vuestra habitación que podáis destruir por la emoción desbocada del momento, y corear y bailar con cortes tan estimulantes como "Sunset eyes", que inicia el disco con un punteo al unirse al resto de la maquinaria puede recordar a The Gun Club y un estribillo endiabladamente punk que marca las venas e incita al furor, "Larry", como si The Vines hubiera dado por finiquitada su carrera en lo alto con el formidable pero cada vez más alejado de su realidad 'Highly envolved', un tsunami eléctrico que también bebe de Belly, The Breeders y otras jefas del movimiento riot grrrl en la parte vocal, "Johnny", mi favorita del lote, al menos hoy, porque mañana me gustará otra de este trabajo tan redondo donde nada resulta menor, una pista que logra transmitir sin necesidad de echar mano a elementos externos, solo con la simpleza de una ejecución directa, "Pepper", con la que es imposible no volver mentalmente a la adolescencia y verse corriendo sin importar nada de lo que dejamos atrás, queriendo abrazar la diversión que proporcionan los pequeños placeres, algo que sin embargo vemos reflejado en el vídeo de 'Fire' una de sus primeras composiciones, "Eternal wrong", otro vendaval donde la vocalista se luce con su registro desbordante de personalidad, "Eleventh", preciosa, tal vez la más inspirada del repertorio, con ese deje a The Seeds tan atractivo en su primer acto y esa fuerza que se impone en el segundo, recordando por momentos a los primeros Nirvana, y "Cinnamon", que cierra la función demostrando que pueden llegar al corazón del oyente deslizando su energía hasta los zapatos para marcarse unos pasos de elegancia sobre tierra firme, mientras planean ecos de Sybil Vane y Draps Bruts (aunque esto igual es mera percepción mía).

Texxcoco son Adriana Moscoso, Joshua Delgado, Cristian Muñoz y Héctor Pérez, nacidos en 1997, 1992 y 1983, respectivamente (bueno en realidad los tres primeros, porque el último no tengo claro de que año es) con lo que les queda un gran futuro por delante para regalarnos más cañonazos como estos. Su nombre hace un leve juego de palabras a partir de Texcoco, la bonita ciudad del Estado de México que fue elegida debido a que como cuenta su vocalista ''Mi padre siempre me había dicho que los nombres de localidades y frutas siempre triunfan… así que busqué y busqué y México tiene todo lo que me gusta: cerveza, buena comida y… ¡Texxcoco’s name!. Si es que hasta para eso son originales y para explicarlo sacan a la palestra su adorable sencillez.

https://www.youtube.com/playlist?list=PLRv8GMZBf9qkr8ev2RUwMZgF-AdijuTIz

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada